miércoles, 20 de abril de 2016

En San Martín ya disfrutan de las nuevas instalaciones de maternidad.

Después de varios meses desde las últimas noticias sobre los centros de salud en Quetzaltenango, ambas obras ya están por fin terminadas! Pero hoy vamos a centrarnos en contaros sobre el Centro de Atención Permanente de San Martín Sacatepéquez.
Coloreadas, las áreas de intervención.
Se trata de un edificio de planta cuadrada, organizado en torno a un gran atrio cubierto con iluminación cenital, muy agradable y espacioso. En cambio la maternidad apenas podía dar servicio en el espacio que tenía y el ancho de la puerta no permitía el paso con la camilla. El proyecto de reforma ejecutado ha permitido casi doblar el área de la maternidad, solucionando también los problemas de accesibilidad.

Volumen exterior
Atrio interior












En la última entrada (allá por noviembre) os contábamos que todo estaba listo para comenzar la obra. Pues bien, aunque durante las primeras semanas hubo que enfrentarse a algunos contratiempos que hicieron que nos retrasáramos en algunos plazos intermedios, gracias a la implicación de todo el personal, técnico y en obra, todos los imprevistos se solucionaron rápidamente. Y con una buena replanificación pudimos recuperar el tiempo perdido.


Detalle de las obras del nuevo volumen
Aspecto general de las obras












El mayor contratiempo fue la confirmación por parte del técnico de estructuras de que las condiciones estructurales del edificio existente no eran las previstas en el proyecto, por lo que hubo que realizar ciertos ajustes para adaptarlo (el almacén construido exnovo en la terraza requería de todas las garantías técnicas). También hubo algunos problemas de disponibilidad de ciertos materiales que retrasaron el avance normal de la obra. Ambos percances, y los menores habituales de toda obra, se solucionaron fácilmente gracias al compromiso con el proyecto de la empresa constructora, que incrementó el número de albañiles en el momento en que fue necesario para volver a los plazos previstos.

En cambio, el diseño general del proyecto no sufrió modificaciones, se trasladó el almacén adyacente a la sala de partos a un nuevo volumen en la terraza superior. Esto permitió ampliar la sala de partos y establecer una separación con la zona de atención post-natal, además de reservar un espacio en la sala de partos para su variedad vertical, mayoritaria entre las mujeres del área, que muchas veces no acuden a los centros de salud para dar a luz por la carencia de ese servicio.

Espacio reservado para el parto vertical
Aspecto del nuevo volumen terminado














En ASF estamos muy contentos con el resultado final, y queremos agradecer el esfuerzo y la dedicación a todas las personas, contratadas y voluntarias, a las entidades socias, españolas y guatemaltecas, a los técnicos y trabajadores locales, a las comadronas por su consejo, al personal del centro de salud, que ha tenido que enfrentarse a las obras en su lugar de trabajo... a todos aquellos que de un modo u otro han participado o se han visto implicados en el proyecto.

Esperamos que estas instalaciones mejoradas den servicio y aporten a la calidad de la asistencia sanitaria de la población de la zona. Asimismo esperamos que la sala de parto vertical se adapte a las necesidades de las mujeres y las anime a acudir al centro de salud para recibir atención profesional.

(Aún no disponemos de unas buenas fotografías que hagan justicia al resultado final. Por el momento compartimos las más recientes.)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada